Modo día

Jose Mourinho ha sido despedido este martes 18 de diciembre. El entrenador luso deja de ser entrenador del Manchester United después de dos años y medio, en su ya “maldita” tercera temporada.

Si bien es cierto que se intuía que el proyecto de Mourinho iba a finalizar más pronto que tarde, sorprende que haya sido destituído en mitad de temporada.
ManU se catarecteriza por apostar por sus proyectos y dar confianza y timpo a los mismos o, como mínimo, así era en el pasado. Los ejemplos más claros son Ferguson y Murphy (interino), pero también es un equipo con cierta tendencia a ponerse nervioso después de épocas exitosas como fue la de Sir Alex Ferguson.
De hecho, el contrato del primero de los entrenadores post-Ferguson (Moyes), era de 6 años. Todavía no han acabado esos 6 años y ya han pasado por el club: Moyes, Giggs, Van Gaal y Mourinho.

El periplo de Jose Mourinho comenzó con dos aceptables (aunque criticadas) primeras temporadas, pero en esta última el equipo parecía no tener un sistema definido ni la confianza de sus jugadores.
Lejos queda aquel Mourinho que dominó el fútbol europeo con nuevas propuestas, basadas en una férrea defensa, equipos físicos y vertiginosos, comprometidos con sus ideas. Y es que el mismo Jose que revolucionó europa no ha sabido adaptarse al nuevo fútbol o, al menos, sus esquemas no son todo lo resolutivos que eran antaño. Ya no genera dinámicas ganadoras y sus equipos no tienen unas convicciones fuertes por las que luchar, ahora parece que avanza a trompicones.

Esta temporada ha sido la del peor inicio del Manchester United en la historia de la Premier, habiando perdido contra City y Liverpool y estando a 18 y 19 puntos respectivamente.

Una de las principales quejas de Mourinho ha sido la poca inversión en fichajes, y ha mantenido una guerra con la directiva desde el minuto uno, llegando a dejarle mensajes incluso en ruedas de prensa.
Este argumento no es cierto, de hecho solo el City tiene un gasto neto mayor que el de ManU (447 millones de euros vs 350). Aunque este dato podría ser útil en un debate Pep-Mou, no lo es en un Liverpool – Manchester United, ya que el gasto neto del conjunto de Klopp es de 148 millones de euros. Estos datos son correspondientes a las invesiones desde la llegada de Jose Mourinho a Manchester.
El problema, pues, no es la cantidad invertida, sino en quien se ha invertido. Futbolistas de segundo nivel, de estilos totalmente distintos, abocados varios de ellos a la suplencia como Alexis o Fred.

Mourinho fue incicialmente respaldado por la afición a pesar de que dos de las más grandes leyendas del club como son Ferguson y Charlton no avalaban su fichaje debido a su propuesta futbolística, mucho más conservadora que la tradicional ofensiva de los Red Devils.
A pesar de la Europa League, League Cup y Community Shield, su idea nunca acabó de convencer ni a la grada ni a sus jugadores, e incluso ha tenido discrepancias con algunos de ellos.
Paul Pogba ha publicado una imagen en su cuenta de Instagram después de conocerse la noticia, acompañada de las palabras “Caption This”, interpretado por muchos como un símbolo de victoria en su lucha contra el entrenador portugués.

En lo referente al sustituto de Mourinho, el comunicado del club es ambiguo y se deja margen de maniobra. Ya se ha hablado de Zidane (libre), Conte, Blanc, Pochettino o el propio Mark Huges. Este último es un mítico jugador del ManU y quizá podría aceptar el cargo hasta final de temporada.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.